CCOO presenta su plataforma

Hemos recibido en los últimos tiempos algunas quejas de compañer@s en relación al trato recibido en su relación laboral diaria, apoyadas en la vigilancia diaria que realizamos en la que vemos situaciones que os generan estrés y ansiedad.

Desde el Comité queremos concienciaros en la importancia de no consentir algunas actitudes que deberíamos negarnos a tolerar. Subidas de tono, lenguaje inapropiado, violencia psicológica o bromas de mal gusto pueden suponer un trato humillante y ser consideradas faltas graves siendo susceptibles de sanción económica o penas mayores.

Bien es cierto que los trabajadores estamos obligados a realizar el trabajo convenido con el empresario o persona en quien delegue. No obstante las órdenes recibidas deberán guardar siempre la consideración debida a su dignidad. La Constitución Española garantiza en sus artículos 14, 15, 18 y 35 el derecho a la dignidad, a la integridad moral y a la no discriminación.

 

De acuerdo con el artículo 48 LOIEMH 3/2007, las empresas adscritas al presente Convenio negociarán y acordarán con la representación social y sindical protocolos para la prevención y erradicación del acoso sexual y por razón de sexo.

Diálogo y propuestas significativas

Cuando nos referimos a acoso es habitual dirigir la atención hacia el acoso sexual pero no es el único ya que también existe el acoso moral o por razón de género. Estos tres tipos de acoso están contemplados en el artículo 54.3 del Convenio en el que se define cada uno de ellos. Así mismo en el último párrafo de ese artículo se especifica lo siguiente:

“De acuerdo con el artículo 48 LOIEMH 3/2007, las empresas adscritas al presente Convenio negociarán y acordarán con la representación social y sindical protocolos para la prevención y erradicación del acoso sexual y por razón de sexo”.

Queremos trasladaros nuestro más sincero compromiso de acabar con estos comportamientos y de proteger a las víctimas. Nuestro objetivo es proponer a la empresa la creación de una mesa paritaria en la que negociar un protocolo de actuación que haga frente a estas situaciones. Os mantendremos informados con los pasos que vayamos dando en este sentido.

Os animamos a que pongáis en nuestro conocimiento cualquier conducta que entendáis menoscaba vuestra dignidad.

Como siempre, estamos a vuestra disposición para aclarar vuestras dudas y responder a vuestras consultas.